Ni busco ni espero

Sinembargoteamo.tumblr.com - Pensar demasiado a veces tiene consecuencias desastrosas

Sinembargoteamo.tumblr.com – Pensar demasiado a veces tiene consecuencias desastrosas

Un día cualquiera, entre la rutina del trabajo, la comida chatarra y el bullicio de una ciudad que no me representa, fui casi entrevistado por una de esas personas que me ilumina desde lejos. Ella, siempre agradecida por mis consejos, tomó esta vez la alternativa para escucharme, en esa dinámica en la cual solo los amigos de verdad saben actuar. Con preguntas, me llevó a un terreno que siempre evadí: la idealización de “mi pareja”, la que de alguna manera democráticamente (según sondeo a mis amigos) tendría que ser una mujer con tantas cualidades como la Madre Teresa de Calcuta pero con su cuota de desbande. Estas fueron mis respuestas (ADVERTENCIA: Las líneas a continuación presentan contenido con alto número de clichés, romanticismo redundante y cursilería barata. El autor del blog no se responsabiliza por los efectos colaterales tras leer estas ‘guachafadas’)

  • Las últimas veces que la pasé bien: yo no lo busque, ni lo pedí, simplemente ocurrió… no quiero volver a forzar las situaciones. Antes creí que una persona era mi camino, porque era tan difícil de llegar a su lado que idealizaba esa lucha. Sin embargo, la verdad es que me ilusioné con un imposible.
  • Sobre mi vida: yo estoy reconstruyendo mi mundo, para que en él entre esa persona y juntos hagamos algo maravilloso. Pero ese ‘castillo’ (en palabras de tus cuentos de Disney) yo no lo haré solo. Tengo la capacidad para construirlo en base a lo que ella y yo queramos juntos, pero yo solo no. A mí no me va eso de “te llevo a MI castillo, donde rigen MIS reglas y te acostumbras a MI amor”
  • Tengo ganas de vivir de a dos: yo te doy todo lo que tengo si tú solo me das esa sonrisa que me hace dar todo lo que tengo… ¡nada más! No hay más que buscar ni que aprender.
  • Y tú me preguntas que de donde voy a sacar a la mujer que esté a mi altura, y me afirmas que Dios la pondrá en mi camino en “el momento”. Esto me causó risa pues no necesito alguien como yo, más allá de lo que puedan creer que yo soy y que agradezco… para mí, lo único que me importa es que ella sepa alimentar el amor todos los días y sepa entenderme cuando quiera estar solo -porque a veces estando solo puedo resolverme mejor-, que sepa soportarme cuando quiera bajarle el universo entero a sus pies -porque aprendí a amar sin límites-, que sepa perdonarme cuando no pueda controlar el estrés. A cambio sabré compensar mis deslices con detalles que no se acabarán con el tiempo, con recuerdos y bromas que solo nosotros entenderemos. Y así, darlo todo hasta la vida misma, día a día, porque así creo yo que debe ser, vivir sin esperar nada a cambio excepto un ‘gracias’, un ‘te quiero’ y un ‘hasta mañana, mi amor’… ¿para qué más? si 1+1=2
  • ¿Quieres saber cómo ella alimentaría el amor cada día? Pues bien, la comunicación es esencial: escucharnos, leernos o decodificarnos. Que me critique con sutileza, maquillándome a su estilo respetando los míos, sin cambiarnos por completo, sino reinventándome, como tu dijiste antes: “decorando mi castillo”, donde mi castillo será mi vida para ella. Entiende, yo no quiero que sea una diosa, quiero que se equivoque y que diga lo siento. Quiero que al despertar me diga: NO ME MIRES, ESTOY FEA y luego la devore a besos para hacerle entender que por nada del mundo debe decir sacrilegios de un cuerpo al cual yo seré más devoto que del Papa –lo siento Bergoglio-.
Liniers: Listo, ahí viene el beso y el resto de sus vidas juntos, inseparables, felices. Ops... se pasaron.

Liniers: Listo, ahí viene el beso y el resto de sus vidas juntos, inseparables, felices. Ops… se pasaron.

Conclusión:

Tras esa seguidilla de respuestas y los pseudo-infartos de mi amiga curiosa, debo confesar que quedé decidido a reconstruir mi mundo. Ya pasó la tormenta, ya me hice fuerte y ahora toca un paso que no debería ser complicado: ir hacia un nuevo norte. Es solo que la brújula la dejé en algún lugar y debo recuperarla. Y aunque esta vida de soltería es divertida y está llena de aventuras, como dice aquella canción de los Carpenters: Sé que tengo que estar enamorado, sé que he perdido mucho tiempo, sé que es pedir perfección en un mundo tan imperfecto y tan tonto, como para pensar que eso es lo que voy a encontrar…

Acerca de PaoloCesare

Calmo, analítico, consejero, buen compañero, gran amigo (eso dicen, no les crean). Me atrevo a escribir para compartir y aprender con Uds.
Esta entrada fue publicada en Personas y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Ni busco ni espero

  1. Carlos J dijo:

    Siempre termino identificándome mucho con lo que escribea!!!

  2. Wow ! Me.sorprendiste como siempre ! Me encantó!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s